El Ibex 35 cotiza este mes de octubre sobre los 8.700 puntos y ahonda en sus caídas desde diciembre de 2016. Los inversores están acumulando liquidez en cartera, mientras evitan la renta variable europea. El Dax 30 alemán se sitúa también en niveles de finales de 2016 tras la pérdida de los 11.500 puntos en la sesión de este martes.

El oro, el activo refugio por excelencia, se revaloriza en octubre un 2,6% y mira ya a los 1.250 dólares tras un año de caídas en el que los grandes triunfadores han sido el dólar, Wall Street y la renta fija estadounidense al calor de las subidas de tipos de la Reserva Federal de EEUU.

En España han entrado en cifras de rentabilidad negativa hasta los segmentos que hasta ahora habían sido los grandes animadores de la bolsa española: el Ibex Medium Cap y el Ibex Small Cap que acumulan retrocesos en el año del 8,8% y del 3,85%, respectivamente. En el mes de octubre, el Ibex 35 se deja un 6,85%, el Medium Cap un 10% y el Small Cap un 13%.

Entre los 35 valores de mayor capitalización de la bolsa española sólo tres compañías aguantan el tipo en este inicio del cuatro trimestre, el que teóricamente se ha considerado el del ‘rally’ de Navidad o el más rentable frente a sus antecesores. REE consigue un retorno en lo que va de mes del 2,3%, Telefónica un 1,15% y Enagás un 0,5%.

Sólo tres valores del Ibex 35 aguantan en positivo en octubre

Es decir, dos empresas de las llamadas ‘utilities’ en la jerga bursátil, centradas en los servicios públicos, el operador del sistema eléctrico español y el gestor técnico del sistema gasista. Mientras que se cuela en la terna una de las empresas más castigadas en el año como Telefónica que están aguantando bien la presión vendedora sobre la bolsa española.

“Telefónica es de lo poco que en esta última fase de caída se ha salvado. No ha tenido un rebote especialmente brillante, pero al menos está aguantando. Las ‘telecos’ han bajado tanto que parece que las ventas se han dirigido a otros sectores donde los inversores todavía tenían beneficios. Se puede mantener más o menos estable. Si el mercado sigue empujando a la baja no terminaría salvándose. El rebote tiene camino para continuar hasta los 8 euros en los próximos meses. Ahora es un valor de los defensivos, de los que no están en el ojo del huracán. Que no baje nos dice mucho. Es como si el proceso bajista que llevaba durante muchos meses estuviera agotado”, explica Nicolás López, director de análisis de MG Valores.

Este lunes los analistas de Barclays elevaron el precio objetivo de Telefónica desde los 8,7 euros a los 9,1 euros por acción, lo que supone un alza de valoración del 4,6%. Esta recomendación positiva es la primera que recibe la operadora de telecomunicaciones desde 10 de agosto, cuando Jefferies elevó su valoración desde los 8,4 euros a los 9,4 euros. El consejo que recibe Telefónica le da un potencial de revalorización desde sus precios actuales cercano al 30%.

Este martes Telefónica lanzó Movistar TV, su nueva oferta de televisión a través de fibra óptica en Argentina, la primera que ofrece servicio de televisión en América Latina y que quiere competir junto a Claro, la estadounidense DirectTV y Cablevisión.

En el caso de Enagás, las últimas noticias que ha dado la compañía pasan por sus resultados en los nueve primeros meses del año, en el que la compañía redujo sus beneficios un 13,3% hasta los 325,7 millones debido al efecto contable derivado de la revalorización de su participada chilena GNL Quintero -cuenta con el 45,2% de las acciones- en el primer semestre de 2017. Enagás ha asegurado que estas cuentas están en línea con los objetivos del año. Telefónica y Red Eléctrica presentan sus cuentas el 31 de octubre.

 

 

Red Eléctrica ha virado su estrategia de comprar Hispasat con la llegada a la presidencia del grupo del exministro socialista Jordi Sevilla. El pasado 10 de octubre los analistas de Berenberg emitieron un informe en el que auguraban caídas de dobles dígitos en Enagás y REE.

Alta rentabilidad por dividendo

Las tres empresas tienen en común su alta rentabilidad por dividendo, en el caso de Enagás del 6,25%, en Telefónica es del 5,8% y en Red Eléctrica del 5%. Los inversores están centrando sus inversores en este tipo de compañías ante el repunte de la incertidumbre como el caso del impuesto a las hipotecas en clave española, mientras que en clave internacional pesa que la Comisión Europea haya rechazado el presupuesto para 2019 de Italia, la negociación del Brexit o las tensiones comerciales encabezadas por EEUU.

“Es mejor ahora mismo estar en compañías defensivas, que te den un buen dividendo, que tengan poca volatilidad y que puedas mantener tu dinero. Hay muchos fondos que tienen altos porcentajes en liquidez, que al final es una manera de protegerse. La mejor protección son las empresas defensivas, ya habrá tiempo de entrar en empresas de crecimiento”, resume Rafael Ojeda, analista independiente en una entrevista.