El vicepresidente segundo, Pedro Solbes, advirtió hoy de que la deducción de 400 euros de la que se beneficiarán asalariados, pensionistas y autónomos a partir de julio ha agotado el "margen de maniobra" del Gobierno para tomar nuevas medidas discrecionales a corto plazo. En su intervención en el Fórum Nueva Economía, Solbes también advirtió por otra parte de que hay que manejar "con muchísimo cuidado" el superávit de las cuentas públicas logrado en los últimos cuatro años, porque el paso de un saldo positivo a un déficit "es relativamente fácil".
En cualquier caso, Solbes espera que la deducción fiscal de 400 euros, que recordó aún no ha entrado en vigor, "tenga algún impacto expansivo en la economía". El ministro de Economía y Hacienda reconoció que los datos de contabilidad nacional publicados por el INE ayer muestran que la economía española ha sufrido "indudablemente un debilitamiento notable respecto al trimestre anterior". Según el INE, en el primer trimestre del año la economía registró un crecimiento interanual del 2,7%, del 0,3% en términos intertrimestrales. También reconoció el menor dinamismo del empleo en ese periodo, y apuntó que, según los datos