El banco español ha aprovechado las caídas del 1,17% de Telefónica para recuperar su primacía en el ránking de las mayores empresas españolas cotizadas por valor bursátil. Santander se revalorizó un 0,77% para alcanzar una capitalización de 90.364 millones de euros, por encima de los 89.206 millones de la compañía de telecomunicaciones.