La vicepresidenta económica del Gobierno, Elena Salgado, celebró hoy que la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE) coincide en sus nuevas previsiones para España con la estimación del Gobierno para 2009 y 2010, si bien mostró su confianza en que el Ejecutivo "tenga también razón" en lo relativo a 2011 y el crecimiento de la economía española sea mayor que el que vaticina el organismo internacional en este momento.
"Hemos hecho bien esas previsiones", remachó Salgado en declaraciones a los periodistas en los pasillos del Congreso, y recordó que España se encuentra en estos momentos en un crecimiento trimestral negativo de "sólo unas décimas", por lo que confió en una vuelta al terreno positivo para el próximo año.

"El año que viene, sin duda, comenzará la recuperación", remachó la 'número tres' del Ejecutivo socialista, que puntualizó que el crecimiento interanual sí puede seguir siendo levemente negativo. "Unas décimas negativo, como prevemos nosotros", incidió Salgado.

La OCDE pronostica una contracción de la economía española del 3,6% y del 0,3% en 2009 y 2010, respectivamente, en contraste con la anterior proyección del organismo, que estimaba en junio un retroceso del 4,25% este año y del 0,9% el año próximo, aunque para 2011, la institución pronostica un crecimiento del PIB del 0,9%, la tasa más débil entre los países de la OCDE.