El primer ministro ruso, Vladímir Putin, aprobó hoy un nuevo plan anticrisis, que pone un énfasis especial en el cumplimiento de los programas sociales. "El plan incluye una serie de pasos concretos, que habrá que pone en práctica en la segunda mitad del año", aseguró Putin, según las agencias rusas. El nuevo paquete de medidas contra la crisis complementa el programa de emergencia presentado en marzo pasado y en el que se ajustaba el presupuesto, que será deficitario por primera vez en una década.