Royal Bank of Scotland (RBS) busca inversores interesados en comprarle los créditos concedidos al sector inmobiliario español por un valor 1.143 millones de euros.
Royal Bank of Scotland (RBS) busca inversores interesados en comprarle los créditos concedidos al sector inmobiliario español por un valor de 1.000 millones de libras (1.143 millones de euros), según da a conocer hoy la prensa británica.

Con esta medida, RBS pretende  vender o reducir su cartera de activos en 250.000 millones de libras (286.000 millones de euros) y que no considera claves para su negocio, y entre los que están esos créditos inmobiliarios. Y es que la entidad concedió numerosos préstamos a algunos de los grandes promotores inmobiliarios españoles en los años del boom de la construcción así como a inversores británicos que adquirieron propiedad inmobiliaria en España.

Para esta operación, RBS ha contratado los servicios de Morgan Stanley para evaluar el posible interés de grupos de capital privado, entre otros inversores.

La venta es similar a la que la entidad bancaria ha planeado también para el Reino Unido, donde está ya hablando con posibles interesados en adquirir préstamos inmobiliarios por un valor total de 3.000 millones de libras (uno 3.400 millones de euros).