El presidente de Endesa, Manuel Pizarro, afirmó hoy que la normativa en vigor impide que la italiana Enel vote en la Junta de Accionistas por encima del 3% y tener representantes en el Consejo de Administración de la eléctrica porque es propietaria de Viesgo.
Pizarro eludió avanzar cual será la estrategia de Endesa en el futuro hasta que el Gobierno decida si permite a Enel, participada en un 30% por el Estado italiano, ejercer derechos políticos en la eléctrica española. "Lo primero que tenemos que saber es si se levanta el límite del 3%. Yo no tengo información sobre eso y no sé si ellos (en alusión a Enel) tienen información que no conoce el mercado, Cuando esto se resuelva ya veremos", afirmó tras intervenir en el I Foro de Economía de la Comunidad de Madrid. La Disposición Adicional 27 de la Ley de Acompañamiento para el año 2000 limita los derechos políticos de compañías extranjeras con capital público que tomen participaciones relevantes en empresas energéticas españolas, aunque el Gobierno puede levantar esta restricción. Por otro lado, el Real Decreto 6/2000 restringe los derechos de voto de una sociedad que participe en dos empresas consideradas operadores principales en el sector energético, situación que se da en Enel, propietaria de Viesgo y primer accionista de Endesa.