Gonzalo Pascual solicitó hoy a los representantes de las 200 agencias asociadas a Viajes Marsans un plazo de 48 horas para tratar de cerrar la venta de la compañía, tras lo que volverá a convocarlas para explicarles cuál es la situación. Pascual, propietario del grupo Marsans junto a su socio y presidente de la CEOE Gerardo Díaz Ferrán, había convocado a los delegados de estas agencias para abordar la posibilidad de establecer acuerdos de libertad. Representantes de las agencias asociadas indicaron a Europa Press que, de no cerrarse finalmente la venta en el plazo acordado, exigirán la rescisión de sus contratos y la devolución de los avales depositados, ante lo que "probablemente les abran la puerta".