La compañía finlandesa de telecomunicaciones ha decidido solicitar la exclusión de cotización de sus acciones en la Bolsa de Francfort debido a la caída en el volumen de negociación de sus títulos en este mercado bursátil, según informó la empresa en un comunicado.

Nokia tiene previsto presentar su solicitud de exclusión a la Junta Directiva de Frankfurt Stock Exchange y prevé que, una vez que se apruebe, el última día de cotización de sus acciones sea en la primera mitad del año 2012.

La compañía explica que el volumen de negociación en el mercado alemán ha descendido con los años y actualmente sólo representa una "pequeño porcentaje" del volumen global de sus acciones.

Así, recuerda que en 2003, 2004 y 2007 Nokia ya dejó de cotizar en los parqués bursátiles de Londres, París y Estocolmo, respectivamente. De recibir la autorización para abandonar también Francfort, los títulos de la empresa finlandesa seguirán cotizando dentro de la Eurozona en el Nasdaq OMX de la Bolsa de Helsinki, y en Estados Unidos, en forma de certificados de depósito americanos (American Depositary Shares) en la Bolsa de Nueva York.