Los expertos pronostican que Nokia informará de pérdidas este trimestre y el próximo.

Los analistas esperan ahora que la compañía reporte una pérdida en el segundo trimestre de 0,04 euros por acción y una pérdida de 0,05 euros para el tercero. También han rebajado sus perspectivas EPS básico para 2012 y 2013.
 
Esta reducción se produce, entre otras razones, por el abaratamiento de sus terminales, hecho para evitar que sus clientes deserten a los teléfonos inteligentes rivales, como el iPhone de Apple y dispositivos basados ​​en el software Android de Google.

Los analistas también pronostican un beneficio escaso en el cuarto trimestre, una temporada normalmente boyante,

Nokia ha estado perdiendo participación rápidamente con el abaratamiento de sus rivales asiáticos, y, de hecho, la semana pasada reconoció su profit warning de ventas y beneficios por la dura competencia de China y Europa.