Las cuentas de los gigantes tecnológicos Microsoft y RIM dificultan que los indicadores americanos raspen lo poco que les queda para alcanzar los máximos anuales. Los futuros del Dow Jones ceden un 0,13%, los del S&P 500 se anotan un 0,1%, y los del tecnológico Nasdaq un 0,11%. En el mercado de divisas el euro sigue fortaleciéndose frente al dólar hasta marcar los 1,482 dólares, mientras que en el de materias primas el barril de West Texas cotiza a 112 dólares.


A cierre de mercado ayer Microsoft presentó sus cuentas hasta marzo, temporada durante la cual ganó 5.230 millones de dólares, mejorando un 31% sus beneficios, algo que parece no haber sido suficiente para los inversores, pues en la preapertura ya cae más de un punto porcentual.

Otra compañía de software americana, RIM., desfiló junto a Microsoft por la pasarela de resultados. La creadora del dispositivo Blackberry ganó un 33% más en el primer trimestre, pero las débiles estimaciones que tiene para el presente ejercicio no gustan a los accionistas. El valor se desploma más de un 12% en preapertura.

Las caídas de estos valores intentan ser contrarrestadas por las alzas de SunPower, tras conocerse que Total comprará un 60% de la compañía por 23,25 dólares por acción, lo que supone una prima del 46% respecto a su precio de cierre el pasado 27 de abril y valora el total de la compañía en 2.300 millones de dólares (1.550 millones de euros).

Antes de la apertura de mercado se han conocido las cuentas de Caterpillar, que multiplicó por cinco sus ganancias del primer trimestre, y Merck, que las triplicó. La fabricante de maquinaria avanza un 3%, mientras Merck cerca de un punto porcentual.