Merrill Lynch, el mayor banco de inversión del mundo, podría tener que comprar la participación de 400 millones de dólares de Larry Fink en BlackRock si quiere que Fink se convierta en consejero delegado, segun informó Financial Times sin citar fuentes. El estadounidense Merrill Lynch anunció el pasado día 30 la jubilación de su consejero delegado, Stan O'Neal, tras registrar provisiones por más de 8.000 millones de dólares en el tercer trimestre para cubrir pérdidas de los bonos y otros instrumentos con garantía de hipotecas 'subprime'. Merrill, al igual que Citigroup, están buscando un nuevo consejero delegado. El diario dijo que el sucesor más claro para sustituir al ex CEO de Citigroup Charles Prince es Jamie Dimon, el presidente y consejero delegado de JP Morgan Chase. Sin embargo, fuentes próximas a Dimon dijeron al periódico que 'no consideraría nunca' tal cambio. Citigroup anunció el domingo la dimisión de su presidente, Charles Prince, y reveló pérdidas de entre 8.000 y 11.000 millones de dólares desde fines de septiembre con la consiguiente caída de su beneficio neto, estimada entre 5.000 y 7.000 millones.