El gobierno griego recibe el visto bueno de los organismos internacionales a las nuevas medidas de austeridad.
La Unión Europea y el Fondo Monetario Internacional han dado luz verde a las medidas de austeridad y privatizaciones que tienen por objeto reducir el déficit y desbloquear la llegada de nuevas ayudas.
 
Las negociaciones con la Unión Europea (UE), el Banco Central Europeo (BCE) y el Fondo Monetario Internacional (FMI), según ha informado el Ministerio de Finanzas griego han llegado finalmente a buen puerto.