El viejo continente termina la semana con alegría. Así decide cerrar sus puertas el selectivo español que se ha visto revitalizado por los optimistas datos de empleo al otro lado del Atlántico. El Ibex 35 se suma a la fiesta y cierra con una subida del 1,59% hasta los 10.947 puntos con Telefónica al frente de las ganancias -más de un 2%- y con el resto de pesos pesados en positivo. Mientras el precio del crudo repliega posiciones, el euro-dólar se cambia por 1,4227 unidades.

Europa se va de fin de semana y lo hace con traje verde. Con energía, así ha decidido terminar la jornada la renta variable española que, pese a haber caminado sobre la “cuerda floja” en algunos momentos de negociación -que le han llevado a perder los 10.800 puntos- pega un gran salto al alza. Como revitalizante, la fórmula de optimismo que llega del mercado americano donde los datos de paro han sorprendido a los inversores pues no esperaban una contracción –aunque sea de una décima- del número de desempleados en julio. Unas cifras que también han sido las protagonistas en nuestro país una vez que el mercado haya conocido el informe de AFI-AGETT donde se resalta que el paro se cebará durante el próximo otoño entre los trabajadores indefinidos y autónomos. Pero hasta entonces, la economía se queda con las señales de mejora que se anuncian desde la OCDE. Así, el Dax alemán gana un 1,85%, el Cac 40 repunta un 1,51%, el FTSE 100 avanza un 0,885 mientras el Eurostoxx50 lo hace un 1,88%.
Dentro del Ibex 35 son los grandes los que empujan al mercado. Telefónica se cuelga la medalla de oro, subió un 2,64% tras conseguir ser la operadora que supera por número de clientes a la británica BT en el Reino Unido gracias a su filial O2, que ya era líder por ingresos. Repsol YPF sumó un 1,22% e Iberdrola lo hizo un 0,58%. Ganancias a las que se unen los dos grandes bancos, BBVA ganó un 2,05% mientras que el Santander repuntó un 2,05% -compañía que ha logrado canjear deuda por importe de unos 450 millones de euros-. Y es que desde el otro lado del Atlántico se ha hecho mención a las dos grandes de nuestro país después de que la revista Forbes haya resaltado la salud de nuestra banca y haya hecho hincapié en su presencia dentro del mercado americano fomentado por la crisis financiera. La publicación también señala el caso de Banco Sabadell que se anota una subida del 1,46%. Sobre ello se ha pronunciado Ana Rafels, analista técnico de Bolsacash, quien cree que si el sector bancario español ha llegado alto ha sido porque “no se ha apostado por la ingeniería financiera, con lo que no ha provocado en ella los mismos efectos que en los bancos norteamericanos”. Si bien, esta experta advierte de que ello “no implica que no podamos asistir, en un futuro, a nuestra propias crisis financiera, ya que en España se ha apostado mucho por las pequeñas y medianas empresas”. Por lo que recuerda que, en este caso, “el riesgo se sitúa en los niveles de morosidad, que son preocupantes, si no se activa el consumo”. Del resto del sector, Bankinter repuntó un 1,22% y Banco Popular ganó un 0,78%, entidad que integrará al Banco de Andalucía en su cotización desde el próximo lunes. Compras también para Banesto, ganó un 0,28%.

Sin embargo, la mayor penalización dentro del mercado continuo llega de la mano de Prisa, hasta un 11% de caída. Y es que al mercado no le ha gustado la ruptura de las negociaciones que la compañía mantenía con Mediapro para su fusión motivadas por el rechazo inicial de Prisa a una ecuación de canje al 50 por ciento. Descensos también para Metrovacesa, cayó un 5,06%, Reyal Urbis perdió un 4,96%. Sol Melía cotiza sus cuentas - reduce un 97% su beneficio neto en el primer semestre - con caídas del 3,48%. Por el contrario, Corporación Dermoestética, que registró unas pérdidas de de explotación EBITDA hasta junio de 3,686 millones de euros, rebota hoy en bolsa un 1,54%. Avances, además, para Befesa que repuntó un 4,51%, Funespaña ganó un 4,49% o Grupo Tavex que cerró la semana con alzas superiores al 3%.