La moneda europea no hace más que perder posiciones. Una tendencia que para algunos expertos es lógica “tras la fuerte reacción al alza que tuvo durante 2009” pero que para otros no es más que un movimientos especulativo que no irá más allá de los 1.36 dólares. ¿Quién tomará el relevo como moneda refugio?
A un día de la reunión del Banco Central Europeo, todas las miradas se centran en el mensaje que dará su mandatario, Jean Claude Trichet, más que en el posible movimiento de tipos de interés. Y es que los mercados parecen haber descontado que no habrá movimientos en el precio del dinero hasta “finales de 2010 e incluso principios de 2011”, confirma Alexis Ortega, socio director de Finangentes Gestión. Una debilidad que se ha acentuado por el temor a que países como Grecia o Portugal tenga dificultades para pagar sus deudas, ante la falta de liquidez.

Y es que, si seguimos mirando a la reunión de organismo monetario europeo, la clave está en la retirada de liquidez. Porque “al fin y al cabo, es una restricción monetaria que es lo que está haciendo sufrir tanto a los mercados, a las divisas y a las materias primas”, reconoce Ortega. Este experto recuerda que las inyecciones de liquidez “generaron una burbuja en el euro – que se vio como moneda refugio- pero los déficits generados como consecuencia de las retiradas de liquidez están advirtiendo sobre la sostenibilidad de la unidad monetaria”.

El euro se verá debilitado, sí. Pero ¿hacia qué niveles? El socio director de Finangentes Gestión advierte de que los 1.35 dólares seria el nivel más cercano “pero según sigan incrementándose los déficits – en caso de que lo hagan- la caída de la moneda europea bajará de esos niveles”. Alejandro Martín, subdirector en España de Hanseatic Brokerhouse indica que “ahora estamos ante un movimiento de retroceso en contra del euro” aunque sitúa el objetivo en las 1.36 unidades a corto plazo. Una opinión que no comparte BNP Paribas que reconoce que “ante la ausencia de malas noticias, el euro podría seguir recuperándose. Aunque eso sí, esa tendencia podría ser limitada”. Por ello, el broker francés advierte de que los 1.4030 dólares podrían ser vistos en el corto plazo. Sobre ese nivel también se pronuncia Tony Juste, especulador y consultor en divisas quien advertía de que la pérdida de los 1.40 dólares “implicaría la perforación de un elemento técnico alcista, activando numerosas señales técnicas de venta y dejando a la par en una posición débil”.

Y ¿quién será el encargado de tomar el relevo como papel de referencia? Esta mañana el economista jefe del Centro Chino para Intercambios Económicos Internacionales, Zhang Zhigang advertía de que “el sistema de divisas mundial se diversificará, pero el dólar seguirá predominando”. Un papel que mantendrá en lo relativo al comercio e inversión mundial, aunque no determinó el plazo de tiempo. Eso sí, teniendo en cuenta que “acontencimientos y el mercado en su mayoría van siempre por detrás del precio. Sirven generalmente para justificar lo que ya ha sucedido”, reconoce Juste. Por ello, el propone una estrategia en el denominado cruce de los denominados “tortugas”. Siga su estrategia pinchando aquí.