Hacer ‘gamma scalping’ con una cuenta pequeña es difícil. En sí, gamma scalping no es fácil y a los traders les cuesta entender realmente cómo funciona. Salvo que esperemos un movimiento grande en un subyacente, yo diría que es mejor alejarnos de posiciones largas en gamma.

Gamma Scalping
El objetivo principal del gamma scalping es el de realizar beneficios sobre pequeños movimientos en el precio del subyacente. El tiempo que estamos dentro de una posición varía pero el objetivo es que no sea de muy larga duración.

Básicamente, abrimos una posición, corta o larga, y con pequeñas bajadas o subidas en el subyacente (y la consecuente subida en las deltas negativas o positivas por estar positivo en gamma) vamos realizando pequeños beneficios y reajustando la posición a delta neutral. Al realizar estos pequeños beneficios eliminamos el riesgo de la posibilidad de que el subyacente vuelva a su lugar anterior y la consecuente caída en valor de la posición por el paso del tiempo. A fin de cuentas, intentamos conseguir suficientes ganancias para paliar el efecto diario de theta sobre las opciones que tenemos compradas hasta el momento de un buen movimiento en el precio del subyacente.

Gamma scalping proporciona una manera de diversificar un portafolio de posiciones basado en estrategias negativas en gamma como por ejemplo calendars y call cubiertas.

Por lo general, gamma scalping no es una estrategia para implementar de una forma aislada. Sirve para complementar otras posiciones como hemos comentado arriba. Sólo podríamos iniciar una posición exclusivamente de gamma scalping bajo los siguientes escenarios:
• Si pensamos que las opciones de un subyacente son baratas y que van a subir en precio (incremento de volatilidad implícita). • Detectamos una opción en particular con un precio más bajo en comparación a otras opciones del mismo subyacente.
• Construimos una posición positiva en gamma y delta neutral haciendo lo siguiente:
- Comprar más opciones de las que vendemos (back-spread)
- Comprar calls y puts (cono, cuna)
- Comprar calls y vender stock
- Comprar puts y comprar stock

En principio, lo que busca el trader es ganar cuando el mercado corrige el precio infra-valorado de las opciones. Pero esto no sucede siempre, o si sucede, puede tardar tiempo en hacerlo.

Mientras el trader espera que suceda lo que piensa que debería pasar, la posición, al ser positiva en gamma, va perdiendo valor con el paso del tiempo (negativo en theta). El trader intenta pagar esta theta a través de los pequeños beneficios que va sacando del gamma scalping. También lo que hace es recolocar la posición en delta neutral y esperar un gran movimiento o la revalorización de las opciones.

La forma de reajustar la posición a delta neutral lo hacemos comprando y vendiendo delta (en muchos casos las acciones del subyacente). La clave es saber cuándo comprar y cuándo vender. Vendemos delta al subir el subyacente ya que nuestras deltas positivas crecen, y vendemos delta al bajar el subyacente ya que nuestras deltas negativas crecen. Al comprar abajo y vender arriba realizamos los pequeños beneficios para intentar pagar la theta diaria.

Para realizar esta táctica con éxito necesitamos movimiento, volatilidad
. Si el trader tiene razón, y la volatilidad implícita está infra-valorada (realmente existe más volatilidad estadística en el subyacente que la volatilidad implícita cotizada en el precio de las opciones), ganará más dinero a través del gamma scalping de lo que pierde con la theta por el paso del tiempo.

Pero como hemos comentado arriba, lo importante es saber cuándo comprar y cuándo vender. A veces, podemos tener la orden de venta o compra a un tick de donde llegó el precio para luego volver a subir o bajar y no realizar ningún beneficio.
Es más fácil hacer gamma scalping con posiciones grandes donde hay mucha gamma y las deltas crecen con rapidez. Así, podemos comprar y vender deltas con más frecuencia.

Para el trader con una cuenta de sólo 3000 dólares, esto no es posible, y hace muy difícil ganar con estrategias de gamma scalping. Esto no quiere decir que con cuentas grandes es fácil, pero es más viable. Todavía hay que saber cuándo comprar y cuándo vender, si lo hacemos con demasiada frecuencia posiblemente nos pueda perjudicar mucho en comisiones y perdamos mayores movimientos, si lo hacemos demasiado tarde podemos perder oportunidades de realizar beneficios y la theta nos hace todavía más daño.

A fin de cuentas, gamma scalping es un método o una práctica de gestión de riesgo, no es una estrategia en sí. Es algo que podemos implementar para pagar theta mientras esperemos la revaloración de las opciones de nuestra posición.