Las bolsas asiáticas han cerrado la jornada de hoy con fuertes subidas en sus principales plazas, rebotando en la peor semana desde agosto.

Estos rebotes se han debido especialmente a la señal de fortaleza de la economía japonesa, que se contrajo un 1.1%, menos de los esperado, y las buenas noticias provenientes de Egipto, donde su presidente Mubarak por fin ha sido derrocado después de 18 días de fuertes protestas", analizan los expertos de Dracon Partners EAFI. 

El índice Nikkei cerró un avance del 1.13% , para terminar en los 10.725,50 puntos. Por su parte, el Índice Hang Seng avanzó un nada despreciable 1.28%, situándose en 23.121,06 puntos, después de anunciar un aumento mayor de lo esperado de las exportaciones en enero, mientras que el S&P/ASX 200 cerraba con una revalorización del 1.12% hasta los 4.935,80 puntos.

En el plano empresarial, rebote de las compañías exportadoras japonesas, con Toyota Motor Corp. y Komatsu Ltd. han aumentado su previsiones de beneficios por el incremento de sus ventas fuera de sus fronteras. ICBC International Holdings Ltd. la unidad de seguros del gigante bancario chino, contratará más empleados que sus rivales por su mayor expansión internacional.

En el mercado de divisas, el Yen ascendía un 0.18% hasta los 83,28Y/$, el Won sur coreano se apreciaba un 0,50% situándose en 1.122,88 W/$, el Ringgit malayo por su parte se depreciaba un 0.01% situándose en 3.0535Rg/$.