Un total de cuatro miembros del consejo de administración de La Seda de Barcelona votaron en contra de la formulación de las cuentas anuales de la compañía, según anunció la compañía en una comunicación a la Comisión Nacional del Mercado de Valores.  Otros cuatro de los componentes del consejo, entre los que se encuentra el presidente Rafael Español, que cuenta con voto de calidad en el organismo, votaron a favor de su formulación. De este modo, el consejo aprobó finalmente la formulación de las cuentas.
La Seda de Barcelona destacó que  Jupiter no ha aceptado el cargo de consejero y que no cuenta con representación. Esta compañía tiene un 10,9% del capital de acuerdo con los registros de la CNMV.

La contratación de La Seda se encuentra suspendida desde antes de la apertura del mercado el viernes.

Las cuentas anuales de la compañía están en proceso de auditoría en la actualidad. El grupo anunció en marzo que registró una pérdida neta de 188,3 millones euros en 2008, en comparación con el beneficio de 13,8 millones de euros logrado en 2007.

La Seda no ha hecho pública su cifra de beneficio neto del primer trimestre.

El jueves, el grupo portugués Imatosgil desmintió en una nota al supervisor que esté interesada en hacerse con el control de La Seda.