La rentabilidad de las obligaciones españolas a diez años perdió hoy una centésima y se colocó en el 4,43 por ciento en los primeros minutos de la sesión del mercado secundario de deuda pública. Por lo tanto, el precio de estos títulos de deuda, cuya trayectoria es inversa a su rendimiento, se encarecía ligeramente y alcanzaba el 98,90 por ciento, frente al 98,88 por ciento con que terminó la sesión de ayer. Por su parte, el bono alemán no varió en la apertura su última cotización de ayer, el 3,67 por ciento, en tanto que el bono estadounidense perdió dos centésimas y quedó situado en el 3,65 por ciento.