La débil recuperación de la economía estadounidense ha hecho más difícil que los bancos generen dinero con los créditos que entregan, pero las condiciones financieras de las instituciones de menor tamaño parecen estar mejorando, dijo el jueves el presidente de la Fed, Ben Bernanke.
"Pese a las recientes señales de mejoría, la recuperación ha sido frustrantemente lenta, limitando las oportunidades para un crédito rentable", dijo Bernanke en una conferencia bancaria.

Si bien los ratios activos de mala calidad entre los bancos aún son altos, los activos de calidad parecen estar estabilizándose y las previsiones por pérdidas crediticias en los bancos comunitarios parecen estar bajando, dijo el presidente de la Fed.

Después de las actas

Unas declaraciones que se producen un día después de que se hayan publicado las Actas de la última reunión de la FED.  Muy pocos miembros del Comité de Mercado Abierto de la Fed se mostraron favorables a otra ronda del quantitative easing, las compras de bonos por el banco central. Otros miembros del Comité que decide los movimientos de tipos indicaron que el llamado QE3 "podría" llegar a ser necesario si la economía perdiera impulso o si la inflación se mantuviera por debajo del objetivo del 2% durante bastante tiempo, según dichas actas.

La mayoría del Comité pensó que la venta de los activos que han entrado en su balance con el QE 1 y 2 no empezarán antes de 2015. Algo que encaja con el comunicado de la Fed posterior a la reunión del 24 y 25 de enero, en el que se decía que pretende mantener los tipos en niveles excepcionalmente bajos hasta finales de 2014 si la economía cumple sus pronósticos actuales.