Los precios de consumo en Francia subieron en marzo a un ritmo del 0,5% mensual y el 1,6% interanual, ligeramente por encima de lo esperado, de la mano de los costes de la energía, según datos publicados el martes por la oficina de estadísticas estatal gala, o Insee.  Los precios de la energía aumentaron en marzo un 2,1% mensual y un 9,9% interanual, ya que los mercados energéticos mundiales registraron presión alcista sobre los precios en el pasado año a medida que la recuperación económica cobraba fuerza.