El Índice de Precios de Consumo (IPC) subió nueve décimas en octubre en relación al mes anterior, y la tasa interanual repuntó dos décimas, hasta situarse en el 2,3%, una décima por encima de lo esperado

El IPC mensual encadena así su tercer aumento consecutivo, propiciado por la temporada de invierno en vestido y calzado y por la subida de la luz, mientras que la inflación interanual se incrementó por segundo mes consecutivo debido al encarecimiento de los carburantes, del precio de la electricidad y de algunos alimentos.

La tasa interanual de octubre (2,3%) es la más elevada desde noviembre de 2008.