La Generalitat ha aprobado hoy el Expediente de Regulación de Empleo (ERE) temporal que la multinacional japonesa Sharp ha presentado en su planta de Sant Cugat del Vallès (Barcelona).
El ERE afectará, finalmente, a 433 trabajadores, frente a los 490 inicialmente previstos, durante un máximo de 120 días por empleado en los próximos seis meses.