En la Junta de Accionistas de Iberdrola celebrada hoy en Bilbao, José Ignacio Sánchez Galán, presidente de Iberdrola, ha destacado el buen desempeño de la compañía en estos meses y confirma que en el segundo trimestre “los resultados están en línea con los del primero y responden a nuestra intención de mejora del beneficio”. Además, ha valorado positivamente la expansión en Brasil y la entrada del socio Qatar Holding, mientras que sigue oponiéndose a que Florentino Pérez (ACS) acceda al Consejo, ya que “representaría un conflicto por la entrada de un accionistas miembro de una compañía competidora”.

En clave de previsión de resultados empresariales, Sánchez Galán ha manifestado su intención de mejorar el beneficio operativo y recurrente entre un 5% y un 9% entre 2010 y 2012. En este sentido, “los datos operativos del segundo trimestre, están en línea con los conseguido en el primer trimestre, con una generación de 60.000 GW hora, y que van a responder al objetivo de mejora de beneficios entre 2010 y 2012”.

Iberdrola mantendrá el programa de Dividendo Flexible que puso en marcha el pasado ejercicio y, por el cual, los accionistas podrán decidir la manera en la que cobrar su retribución, vía dinero líquido o en acciones. A este dividendo, los inversores asistentes a la Junta General de hoy deberán sumar un plus de 0,005 euros. Los dos dividendos pagados en 2010 supusieron una rentabilidad neta conjunta del 5% para aquéllos que eligieron el cobro en efectivo y del 8% para los que optaron por cobrarlo en acciones.

El representante del mayor accionista de Iberdrola, ACS, ha sido crítico con la actuación del Consejo y ha votado en contra de varias proposiciones, entre ellas, a la reforma estatutaria que confiere al presidente de la eléctrica “poderes para suspender o limitar los derechos políticos de los accionistas y el voto de éstos”. Esto limitaría la entrada en el Consejo de ACS y Florentino Pérez, la cual se encuentra actualmente en litigio por posible “conflicto de intereses por ser éste miembro de una compañía competidora”. Precisamente, José Luis del Valle Pérez, representante hoy de ACS, ha recriminado que “esta vara de medir no se aplique también al presidente de BBK”, puesto que a éste sí se le ha dejado formar parte del Consejo, a pesar de estar también presente en el Consejo de Repsol.

El representante del fondo alemán Union Investment ha comunicado su voto negativo a la ampliación del 50% del capital social de Iberdrola (148.470.011,25 euros), ya que podría ser usado por ACS para adquirir una participación mayoritaria y “la adquisición de Iberdrola por ACS dañaría financieramente a la compañía".

La absorción sin disolución de Iberdrola Renovables en la matriz “persigue poner en valor los activos de esta empresa, no suficientemente reconocidos en el mercado desde su salida a Bolsa. La fusión implica sinergias operativas que, esperamos, se traduzca en reducción de costes y demuestra nuestra apuesta por el liderazgo internacional en energías renovables”, según ha declarado el presidente de la compañía.

Con respecto a la entrada de Qatar Holding en el accionariado de Iberdrola, el presidente de la compañía española ha declarado que “estamos muy satisfechos por las oportunidades que brinda para ambos y porque este accionistas entra con la intención de convertirse en socio estratégico y con vocación de permanencia. Esta filosofía (en el accionariado) nos ha permitido crecer y pasar de la 19º eléctrica del mundo a una de las 5 mayores en menos de 10 años”.

Sánchez Galán ha hecho hincapié en su expansión internacional, en especial en Brasil, país en el que recientemente adquirió Elektro: “valoramos positivamente la integración de Elektro, uno de los principales operadores eléctricos de Brasil, con más de 2 millones de clientes que, unido a los 9 millones que tiene nuestra filial brasileña, Neoenergía, nos convierte en el mayor operador eléctrico de Brasil”. Además, a partir de este mismo mes de mayo, la generación de beneficios de Elektro redundará en los resultados de Iberdrola.

En cuanto al desempeño de la acción, Sánchez Galán ha puesto de manifiesto que el año pasado tuvo un comportamiento mejor que el Ibex 35 en 4 puntos porcentuales y también que el EuroStoxx Utilities.

La Junta de Accionistas ha tenido lugar en el Palacio de Euskalduna, vecino a la nueva Torre de Iberdrola, la cual tiene más de 115.000 metros cuadrados y es el edificio más alto de Euskadi. En agosto está programado el traslado a esta nueva sede.