Un sistema financiero sin las 45 cajas de ahorros que actualmente existen dejaría sin cobertura financiera a casi el 7% de la población en el año 2015 y tendría un gran impacto sobre la economía, ya que el efecto marginal del crédito de las cajas sobre la variación anual del PIB regional es del 6,2%, frente al 5,1% de los bancos. Estas son dos de las principales conclusiones del estudio de Santiago Carbó presentado por Funcas, que analiza el coste de un sector bancario sin cajas, y que resalta que la contribución de las cajas a la reducción de la exclusión financiera "es considerable".