La crisis financiera internacional podría hundir en la pobreza a 90 millones de personas más para finales del año próximo, según advirtió hoy el ministro británico de Desarrollo Internacional, Douglas Alexander, durante una cumbre en Londres. Alexander dijo también en la reunión, en la que participan políticos, científicos y expertos, que ese hecho retrasaría en al menos tres años el progreso hacia la consecución de los Objetivos del Milenio de la ONU, con los que se aspiraba a erradicar la pobreza mundial para el 2015. Bajo el título "Eliminando la pobreza, construyendo un futuro común", varios políticos, científicos, cooperantes y celebridades como Bob Geldof participan en una cumbre en la que se analizan los efectos de la crisis crediticia en los países pobres, con el fin de elaborar un plan de acción para presentar en la próxima reunión del G20 (países más ricos y economías emergentes).