La Comisión Europea (CE) decidió hoy abrir un procedimiento de infracción contra Italia por obstaculizar la fusión entre la concesionaria española de autopistas Abertis y la italiana Autostrade y dio dos meses a Roma para responder a sus requerimientos.
La Comisión Europea (CE) decidió hoy abrir un procedimiento de infracción contra Italia por obstaculizar la fusión entre la concesionaria española de autopistas Abertis y la italiana Autostrade y dio dos meses a Roma para responder a sus requerimientos.