La Comisión Europea (CE) aprobó hoy las últimas ayudas recibidas por el banco Fortis por parte de los estados belga y luxemburgués, dentro del acuerdo definitivo con el banco francés BNP Paribas para cederle el grueso del negocio de Fortis. Según el Ejecutivo de la UE, las ayudas de Bélgica y Luxemburgo se han limitado al "mínimo necesario para conseguir su objetivo" de "remediar una seria perturbación en la economía de un estado miembro". En un comunicado, la comisaria europea de Competencia, Neelie Kroes, declaró que "las ayudas han sido razonablemente calculadas para permitir la venta del banco a BNP Paribas", y confió en que "Fortis será viable en combinación" con la entidad francesa. Fortis, seriamente dañado por la crisis económica y financiera internacional, ha experimentado en los últimos meses una serie de reestructuraciones y divisiones en las que ha recibido ayudas de estado que han sido sucesivamente aprobadas por la CE debido a "las circunstancias muy específicas y excepcionales" del caso.