Y que no empiecen a llover acusaciones de ser catastrofista. Los mercados, más ajenos de lo que muchos se piensan a los datos macroeconómicos europeos, están dibujando el trazo de la muerte. Un Hombro-Cabeza-Hombro. Si se cumple el pronóstico, el Ibex 35 visitará los 7.000 puntos con una volatilidad en aumento. Y no será el único selectivo en sufrir, si es que están largos, a la baja: el Dax Xetra germano, el S&P 500, el FTSE de Londres y el índice suizo presentan la misma figura y eso, según los expertos, sólo anticipa caídas. 

“Reina absolutamente la volatilidad”, aseguraba Victoria Torre, responsable de Análisis y Producto de Selfbank. “Nos encontramos con unas bolsas que llevan mucho tiempo subiendo y necesitan más argumentos para seguirlo haciendo”. En la práctica la experta se pregunta dónde debería estar el Ibex 35 y la respuesta es clara: “8.500 puntos, como mucho 8.800 puntos, pero no esperamos una eclosión del selectivo”

GRÁFICO DAX (FUENTE: IRIONDO INVERSIONES)


Y preguntando a los expertos gráficos confirman efectivamente que la cosa pinta más que fea. Juan Enrique Cadiñanos, jefe de Mesa de Hanseatic Brokerhouse, observa en base a gráficos que tanto “el Ibex 35, como el Dax, como el S&P 500 están dejando un Hombro-Cabeza-Hombro” que invita a pensar en caídas. (Ver: Introducción al análisis técnico)

Pero no es el único, desde luego. Manuel Chacón, de Iriondo Inversiones, considera que el objetivo para este viernes son “los 8.000 puntos del Ibex 35, los 7.600, del Dax Xetra germano, los 6.400 puntos del Footsie londinense, y los 1.560 puntos del S&P 500”. (Ver: "Los mercados se van a desplomar")

Desde el Departamento de Análisis de Renta 4, Eduardo Faus recomienda estar atentos "a la pérdida del Ibex 35 de la directriz alcista" porque podría llevar a pérdidas. 

La alarma comenzó a sonar, en principio “mirando el índice de Suiza y el Footsie londinense” que estarían llevando a cabo esa formación del H-C-H, según Iriondo Inversiones, que reitera la idea del S&P 500 que “estaría formando un segundo hombro también”.

Si se cumple aquello que está escrito en los libros, el Ibex 35 debería irse hasta los 7.075 puntos y “no tardará mucho en hacerlo”, comenta Cadiñanos, “si la volatilidad aumenta”. El Dax Xetra, por su parte, caería hasta los 6.900 puntos, según Chacón, que considera que la situación “lateral-bajista se mantendrá hasta las elecciones en Alemania en el mes de septiembre”. Respecto al S&P 500, nada más allá de los 1.570 puntos si se confirma la pauta.