Boeing será uno de los mayores perdedores cuando el Departamento de Defensa de EE.UU. presente sus planes para cancelar el programa Sistemas de Combates Futuros (Future Combat Systems) ascendente a 160.000 millones de dólares que BA habría administrado. El programa total para modernizar y conectar todas las actividades del Ejército con comunicaciones electrónicas no desaparecerá, señala JP Morgan. Es sólo que el Pentágono quiere reestructurar el voluminoso programada. JPM redujo la ganancia por acción de BA para el 2009 de 4,40 a 4,30 dólares, pero mantuvo su estimación par el 2010 en 3,95.