Indra se ha adjudicado un contrato con el proveedor de servicios de navegación de Túnez para duplicar la capacidad de la red de vigilancia del tráfico aéreo en el país por un importe de más de 10 millones de euros, informó hoy la compañía a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV). El proyecto supone la dotación de dos radares primarios y dos radares secundarios --estos últimos desarrollados íntegramente por Indra-- que, además de detectar y localizar la aeronave, son capaces de obtener información adicional sobre su identificación o la altura de vuelo.