Indra se ha adjudicado sendos contratos en China, para el despliegue de una red de vigilancia aérea, y en India, para implantar nueve estaciones radar y dotar a 38 aeropuertos con sus sistemas de gestión de tráfico aéreo, por un importe total de 41 millones de euros, informó hoy el grupo tecnológico. El primero de los contratos, adjudicado con la Administración de Aviación Civil China, supondrá el despliegue de una red de vigilancia, distribuida en las regiones de Guangzhou, Xian, Shanghai, Chengdu y Pekín, que cubrirá el 60 por ciento del espacio aéreo de este país. En concreto, la firma presidida por Javier Monzón dará cobertura a los 50 aeropuertos más importantes del país, cubriendo más del 80% de los movimientos aéreos que registren. La compañía destacó que mediante este contrato se convierte en la "empresa líder" de la renovación de los sistemas de vigilancia del espacio aéreo en China.