La junta de accionistas de Indra ha probado el reparto de 0,68 euros brutos por título en concepto de dividendo con cargo a los resultados del ejercicio 2010.

El pago será hecho efectivo a los accionistas a partir del 4 de julio de 2011.

Este dividendo representa un nivel de 'pay-out' del 59% y una rentabilidad del 5,3% por dividendo sobre el precio de la acción de Indra al cierre del ejercicio 2010.

Además, Javier de Andrés ha sido designado consejero delegado de Indra por el consejo de administración de la compañía, tras haber sido aprobado previamente su nombramiento como consejero por la junta general de accionistas.

Indra indicó que con este nombramiento "se refuerza la cúpula directiva de la tecnológica para adaptarla a su intenso proceso de globalización y a sus objetivos a futuro".