Tras marcar máximos anuales ayer, Inditex se da la vuelta.  En medio de la incertidumbre generalizada en la renta variable española la textil ha conseguido avanzar a contracorriente, aunque hoy sucumbe a las caídas, eso sí, sin poner en peligro su tendencia alcista.
 

Los títulos de Inditex encabezan las caídas del Ibex 35 desde primera hora. Los inversores han optado por hacer caja en el valor tras marcar ayer nuevos máximos históricos en 73,18 euros. Además, las cuentas presentadas hoy por su mayor competidora, H&M, también animan a recular. La textil sueca Hennes & Mauritz obtuvo durante su primer trimestre fiscal un beneficio neto de 2.740 millones de coronas suecas, ó 411,7 millones de dólares, desde los 2.620 millones de coronas de un año antes. Los analistas habían estimado un beneficio de 2.990 millones de coronas. El beneficio operativo aumentó a 3.530 millones de coronas desde 3.410 millones, pero también por debajo de las previsiones de 3.800 millones.

Con este telón de fondo, Inditex cede a estas horas un 2,33% hasta los 70,39 puntos. No obstante, Ana Rafels, asesora de inversiones de Ana Rafels EAFI, considera que, pese a las caídas, “los mínimos anteriores no se comprometen y por tanto no ponen en peligro la tendencia de largo plazo fuertemente alcista. Tanto a medio como largo plazo mantiene unas perspectivas alcistas muy importantes, por lo que las caídas podrían ser aprovechadas para tomar posiciones con objetivos en la zona de 72,43 y 76 euros.
Además, Roberto Moro, Apta Negocios, viene a apoyar la oportunidad de inversión en este valor pues, “sólo Grifols, Técnicas Reunidas e Inditex son valores susceptibles de tomar posiciones alcistas en el Ibex 35”.

GRÁFICO INDITEX: