El índice conserva la dinámica de caídas escalonadas acompañadas por amplios dientes de sierra.
De esta forma la serie de precios conserva una estructura de máximos decrecientes que viene acompañada por un cruce a la baja de las medias móviles de largo plazo, 40 y 200 sesiones. Circunstancias que apuntan a la tendencia es bajista.

El movimiento de caídas escalonadas permite que los osciladores no presenten una sobreventa extrema, que el volumen de negocio no se dispare y que la volatilidad no repunte con fuerza. Todo ello apunta a que una capitulación de posiciones largas todavía queda lejos.

Consideramos agresivo plantearnos un cambio en la tendencia bajista del precio mientras no recupere la banda superior del canal que hemos trazado en el gráfico y que hoy cotiza en torno a 10.171. Por la parte inferior, el primer soporte se encuentra en 9.758. Un poco más abajo encontramos zona de apoyo clave comprendida entre 9.387 y 9.203 que se alcanzaría a mitad de verano si el índice mantiene el actual comportamiento.

Ibex35 en gráfico diario