Iberdrola Renovables pagará el 15 de julio a sus accionistas un dividendo bruto de 0,025 euros por acción, tal y como anunció el presidente de la empresa, Ignacio Sánchez Galán, el pasado 10 de junio. De este modo, el pay-out o porcentaje del beneficio que se destina a dividendo de Iberdrola se sitúa en el 27%. Para hacer frente a este pago, la sociedad deberá desembolsar 105,6 millones de euros, que se repartirán entre los 4.224 millones de euros que componen su capital social.