Las previsiones sobre la economía americana decaen. Así lo ha asegurado Goldman Sachs quien reduce sus pronósticos sobre el déficit presupuestario de EE.UU. hasta 1,25 billones en este ejercicio fiscal.
Goldman Sachs rebaja sus previsiones sobre el déficit presupuestario de EE.UU. hasta 1,25 billones en este ejercicio fiscal, por debajo del 1,3 billones de dólares que previamente los economistas preveían antes de revisar su cálculo.

Estos pronósticos significan que el Gobierno de Estados Unidos puede emitir menos deuda en los próximos meses, dijeron los economistas. El economista jefe para Estados Unidos de Goldman, Jan Hatzius, escribió en otra nota esta semana que espera que la economía de Estados Unidos esté “bastante mal” en los próximos seis a nueve meses.