El presidente de Iberdrola y de Iberdrola Renovables, Ignacio Galán, aseguró hoy que "lo razonable es mantener el parque nuclear actual en España y dejar para un debate posterior la posibilidad de construir nuevas centrales, como ya han hecho países de nuestro alrededor como Francia, Italia, Reino Unido o Alemania". Durante su respuesta a los accionistas en la Junta General de Iberdrola Renovables celebrada en Valencia, Galán afirmó que la energía nuclear "no está en contra de las renovables, sino que una y otra son compatibles y mutuamente necesarias". "Las dos son energías no contaminantes y no generan emisiones a la atmósfera. La nuclear ofrece seguridad permanente de suministro, puesto que no depende de las condiciones climatológicas, y las renovables permiten ahorrar en la importación de energías", dijo.