Fortis Holanda sufrió una pérdida neta de 18.500 millones de euros durante 2008, en gran parte a causa de la pérdida 17.700 millones de euros en el holding que compró el banco holandés ABN-AMRO. La pérdida de 17.700 millones se produjo por la cesión de su participación en RFS Holdings, en la que Fortis Holanda contaba con una participación del 33,8 por ciento. Además, el resultado negativo de Fortis Holanda también se vio afectado por una partida de 922 millones de euros afectada por el fraude Madoff en Estados Unidos.
El resultado operativo de Fortis Holanda fue de 604 millones de euros, según detalló la entidad, que desde el pasado mes de octubre se encuentra en manos del Estado holandés.

La directiva del banco no recibió ninguna bonificación durante 2008, mientras que otros altos cargos recibieron una prima variable, tal y como estaba acordado en su convenio colectivo, especificó la entidad.

El grupo Fortis tuvo que ser desmembrado entre septiembre y octubre de 2008, y dentro de ese proceso Fortis Holanda y la parte holandesa de ABN-AMRO fue adquirida por el Estado holandés.

Durante 2009, Fortis Holanda se enfrenta al reto de integración con ABN-AMRO, proceso que está dirigido por el ex ministro de Finanzas holandés, Gerrit Zalm.