La agencia de calificación crediticia Fitch Ratings ha confirmado la nota a largo y corto plazo 'A+/F1+' de Goldman Sachs, aunque ha revisado a la baja la perspectiva del 'rating' de la entidad, que ahora pasa a ser "negativa". La calificadora de riesgos explicó que la confirmación del 'rating' resulta indicativa del desapalacamiento del balance, de su poder de generar ingresos y su posición destacada y éxito contrastado en los mercados de capitales y de intermediación. Por otro lado, Fitch precisó que la revisión de la perspectiva del 'rating' hasta "negativa" tiene en cuenta los recientes acontecimientos legales y los retos regulatorios en curso que podrían tener un impacto adverso en la reputación de Goldman y en su capacidad de generar ingresos.