Tras la reacción experimentada en las últimas sesiones hemos podido apreciar cómo ha marcado un nivel de soporte en los 18.335 euros, formando una divergencia bajista que podría ser el comienzo de un proceso de rebote próximo
El comportamiento del precio en las últimas dos sesiones nos permite trazar una directriz alcista que continua respetando en la actual sesión. Mientras se mantenga dentro de dicha línea, podemos confiar en el giro y en el correspondiente desarrollo alcista.

En cualquier caso, sólo tomaríamos posiciones largas si el giro se torna más evidente. Estrategia: Abrimos largos si se sitúa en la zona de los 18.95 euros. Inicialmente, protegeremos la posición en los 18.58 euros y buscaremos como objetivo un nivel comprendido entre el rango de los 19.53-20 euros.