El recién nombrado presidente de Iberia, Antonio Vázquez, adquirió hoy un total de 500.000 acciones de la aerolínea a un valor de 1,55 euros, en una operación que alcanzó los 775.000 euros, según figura en los registros oficiales de la Comisión Nacional del Mercado de Valores