Las cotizaciones del petróleo siguieron bajando el martes pese a la incursión de las tropas turcas en el norte de Irak, arrastradas por el temor a un retroceso de la demanda mundial de crudo. El barril de Brent del mar del Norte para entrega en febrero valía 89,76 dólares, en baja de 1,53 dólares. En la mañana, los precios subieron hasta dos dólares, llegando a 92,89 dólares. En Nueva York, el precio del oro negro también subió dos dólares, a 92,88 dólares, antes de volver a caer. En el New York Mercantile Exchange (Nymex), el barril de crudo ligero para entrega en enero se vendía a 89,27 dólares, en baja de 1,36 dólares.