La tasa de paro seguirá incrementándose durante los próximos meses aunque a un ritmo menos elevado, lo que provocará que alcance su pico más alto en la mitad del 2010, con una tasa del 22%, según un informe elaborado por Citi tras conocer los últimos datos de paro y afiliación correspondientes al mes de mayo.  El informe repasa el descenso de 24.741 personas en el desempleo de mayo, el primero que se registra desde marzo de 2008 y que tiene lugar tras la mejora de expectativas del pasado mes de abril.
El informe de Citi asegura que las cifras de mayo no incluyen el ajuste estacional que tiene lugar en el mercado laboral en los meses de abril, mayo y junio por el comienzo de la temporada de verano y por los contratos temporales que se firman en el sector turístico, datos que después tienden a invertirse cuando llega el otoño.

Así, asegura que, si se ajustan los efectos estacionales del comienzo del verano, el paro creció un 2,9% en mayo, cifra que, a pesar de reflejar un nuevo incremento y de mantener el aumento del paro en un ritmo histórico, pone de manifiesto "cierta estabilización" en la tendencia alcista en la que se había instalado el desempleo en los últimos meses.

En cuanto a la evolución de la afiliación a la Seguridad Social, el informe de Citi pone de manifiesto que se está desacelerando la destrucción de empleo en el mercado español debido, en parte, a los efectos de las medidas adoptadas por el Gobierno para mantener la contratación, como el Fondo de Inversión Local que, según Citi, podría impulsar el empleo cerca de un 2%.