Los ingresos de los consumidores estadounidenses aumentaron inesperadamente en abril, gracias al paquete de estímulo económico del Gobierno, mientras que los gastos disminuyeron y el nivel de ahorro alcanzó su nivel más alto en 50 años.  Los ingresos personales crecieron a una tasa ajustada por factores estacionales del 0,5% frente al mes previo, tras caer un 0,2% en marzo, informó el lunes el Departamento de Comercio. El descenso de marzo se había estimado originalmente en el 0,3%.
Los gastos personales disminuyeron un 0,1% frente al mes previo, cuando cayeron un 0,3%.  La merma de marzo se había estimado originalmente en un 0,2%.  La proyección de los economistas consultados por Dow Jones Newswires era que los ingresos disminuyeran un 0,2% en abril y que los gastos cayeran un 0,1%.

El ahorro personal como porcentaje del ingreso personal disponible fue del 5,7% en abril, frente al 4,5% de marzo y al 4,1% de febrero.  La tasa del 5,7% fue la más alta desde el 5,9% registrada en febrero de 1995. En tanto, el monto de ahorros de 620.200 millones de dólares fue el más alto desde que se empezó a llevar un registro del indicador en enero de 1959.