El Nikkei cerró la sesión del lunes con una subida del 0,76%, hasta los 20.080 puntos, en línea con el resto de bolsas asiáticas, impulsado por las ganancias de Wall Street logradas tras el buen dato de empleo de Estados Unidos.

Las acciones asiáticas subieron el lunes gracias a un robusto desempeño de Wall Street al final de la semana pasada, mientras que el dólar estadounidense aumentó las ganancias después del dato de empleo de junio, que fue mejor de lo esperado.

El índice más amplio de acciones de Asia-Pacífico de MSCI fuera de Japón, el MIAPJ0000PUS avanzó un 0,4%, mientras que el Nikkei japonés cerró con una subida del

Las acciones australianas subieron un 0,3% y el  KOSPI de Corea del Sur, un 0,2%.

Hang Seng  de Hong Kong ganó un1%, aunque las acciones bluechip de China cerraron planas.

El viernes, Wall Street cerró con subidas gracias a que los empleos en Estados Unidos superaron los pronósticos. Sin embargo, un retraso en los aumentos de los salarios llevó a los inversores a considerar que los datos salariales limitarían el alcance de la resistencia de la Reserva Federal.