El Índice de Precios de Consumo (IPC) subió ocho décimas en octubre en relación al mes anterior por el inicio de la temporada de invierno en vestido y calzado. La inflación interanual desciende una décima y se sitúa en el 3%, cifra estable desde hace cuatro meses.

La tasa interanual bajó una décima, hasta el 3%, después de haber subido una décima en septiembre, según informa este martes el Instituto Nacional de Estadística (INE). La tasa del 3% coincide con la avanzada por el indicador adelantado del IPC, publicado el pasado 28 de octubre.

Con el dato de octubre, la inflación interanual lleva ya once meses en tasas del 3% o superiores, con una cierta estabilidad en los últimos cuatro meses, donde apenas se ha movido una décima al alza o a la baja. En valores mensuales, octubre representó el tercer mes consecutivo en el que han aumentado los precios.

El organismo estadístico achacó el recorte de la inflación interanual a la vivienda y al transporte, cuyas tasas anuales se situaron en el 6,3% y en el 7,6%, respectivamente, con descensos de nueve décimas respecto a la tasa de septiembre en el primer caso y de tres décimas en el segundo.

Ello se debió a que los precios de la electricidad se mantuvieron estables en octubre frente al incremento que experimentaron en el mismo mes de 2010 y al abaratamiento de los carburantes y lubricantes, que bajaron el mes pasado en contraste con la subida que registraron un año antes.

En cuanto a la tasa mensual, que experimentó por tercer mes consecutivo un repunte, esta vez de ocho décimas, el INE atribuyó este ascenso al inicio de la temporada de invierno en vestido y calzado y al encarecimiento de los precios del gasóleo para calefacción y el gas.

Según los datos publicados por el INE, la inflación subyacente, que no incluye los precios de los productos energéticos ni de los alimentos no elaborados, se situó en octubre en el 1,7%, la misma tasa que se registró en septiembre.