El índice de precios de consumo de Italia creció algo menos de lo esperado en febrero respecto al mismo mes del año anterior, sostenido por los precios del transporte, de las bebidas alcohólicas y del tabaco, según los datos adelantados publicados el martes por la agencia de estadística Istat. Los precios de consumo subieron un 1,2% interanual en febrero, frente al repunte del 1,3% en enero. En la evolución mensual, los precios de consumo aumentaron un 0,1% en febrero, el mismo porcentaje de enero.