El selectivo español registra descensos en la media sesión, a punto de perder los 9.500 puntos, afectado por la incertidumbre política de Italia y de España. Con todos los valores en rojo, los bancos del Ibex 35 lideran los descensos, mientras la prima de riesgo toca los 138 puntos básicos. Las principales bolsas europeas también bajan más de un 1%, mientras el euro cede en los 1,15 dólares.

El IBEX 35 pierde un 2,58%, hasta los 9.513,40 puntos, en la media sesión.

Todos los valores del selectivo español registran descensos. Cinco de los seis bancos del indicador encabezan las pérdidas. Banco Sabadell pierde un 6,07%;  Banco Santander, un 5,67%; Bankia, un 5,08%; Caixabank, un 4,63% y BBVA, un 4,22%. Bankintercede un 2,86%.

En cuanto al resto de grandes valores del selectivo, Telefonica pierde un 1,20%; Iberdrola, un 1,22% eInditex, un 0,70%.

En el Mercado Continuo, la mayor subida es la de Oryzon Genomics, que sube un 5,26%, mientras que el mayor descenso es el de Prisa, que retrocede un 7,61%.

El resto de principales bolsas europeas también caen, todas ellas más de un 1%. El mayor descenso es el de Milán, que cede un 2,52%. Fráncfort baja un 1,38%; París, un 1,33% y Londres, un 1,27%. El Euro Stoxx 50 se deja un 1,66%.

El Presidente de la República, Sergio Matarella, pidió ayer al economista Carlo Cottarelli (ex director del FMI) formar un gobierno y presentar al Parlamento un programa que lleve al país a unas nuevas elecciones. Cottarelli explicó que las elecciones serían justo después de agosto si su gobierno pierde el voto de confianza del Parlamento o a principios de 2019 si consigue el apoyo de las cámaras.

“Dado que es poco probable que el gobierno de tecnócratas de Cottarelli consiga el apoyo de las cámaras, el escenario de elecciones en otoño 2018 cobra más realismo”, indican los expertos de Bankinter.

Por su parte, los líderes del Movimiento Cinco Estrellas y la Liga Norte acusan a Matarella de rendirse a las presiones de inversores y de países como Alemania al rechazar la propuesta del euro escéptico Paolo Savona como Ministro de Finanzas. El líder de La Liga Norte comentó que, en su parecer, no tendría sentido que Italia permaneciese en la UEM a no ser que las reglas cambiasen y abogó por unas elecciones lo antes posible.

El líder del Movimiento Cinco Estrellas comentó que estaba considerando una moción de censura sobre el Presidente de la República. Los analistas de Bankinter también consideran que “el veto de Matarella a Paolo Savona ha retraso el riesgo, pero el sentimiento a favor de partidos populistas se mantiene con fuerza y podría evidenciarse en las nuevas elecciones”.

El selectivo español ha llegado a perder más de un 3% durante la mañana, al tiempo que el MIB italiano retrocedía en torno al 3,5%. “La incertidumbre en Italia ha generado un incremento en las primas de riesgo, motivado por la subida del Bund alemán y el desplome del bono a diez años español. En estos momentos la prima de riesgo española se sitúa por encima de los 160 puntos. La exposición de los selectivos italianos y españoles al sector bancario hacen que las caídas de sus índices sean aún más pronunciada”, explica Francisco Sánchez-Matamoros, analista de XTB.

Este experto considera que “la incertidumbre política, en términos generales, no debiera afectar en exceso al comportamiento de las bolsas. Sectores más expuestos a modificaciones regulatorias como el financiero o el energético puede sufrir una mayor volatilidad aunque sin variar en exceso sus tendencias. En este caso concreto, lo sucedido en Italia impacta en mayor medida a la estabilidad de la nación italiana respecto a su continuidad en el euro, lo cual está haciendo tambalear a los mercados”.

Asimismo, indica que “la moción de censura en España no debería tener ningún impacto en los mercados. La situación actual está condicionada en mayor medida por las noticias que vienen de Italia. A medida que las aguas vuelvan a su cauce, las volatilidades se reducirán y las bolsas, por ende, resegarán a la normalidad que disfrutábamos hace dos semanas”.

La moción de censura se debatirá el jueves y se votará el viernes. Para salir adelante precisa de mayoría absoluta en el Parlamento (176 escaños). El reparto de escaños actual es el siguiente: PP 137, PSOE 85, Podemos 71, C´s 32, ERC 9, CDC 8, PNV-EAJ 5, EH Bildu 2.

"A pesar de que los nacionalistas se hayan mostrado favorables a abrir un proceso de diálogo será difícil que salga adelante, y unas posibles elecciones adelantadas es el escenario más probable", afirman los analistas de Sabadell.

Por otro lado, la rentabilidad exigida en el mercado secundario al bono italiano con vencimiento a diez años sube al 2,930%, frente al 2,682% del cierre del lunes, lo que representa el mayor coste de financiación para el país transalpino desde julio de 2014 y ampliaba el diferencial respecto de su homólogo español a 138 puntos básicos, la mayor diferencia favorable a España desde enero de 2012.

En la media sesión, el euro retrocede frente al dólar y se intercambia a 1,154 billetes verdes, también afectado por la incertidumbre política del Viejo Continente.

En cuanto a la situación técnica del Ibex 35, José Luis Herrera, analista de CMC Markets, que “es bastante delicada”, ya que “ha perforado el último nivel de retroceso por Fibonacci de la subida previa desde los mínimos del año en el mes de marzo hasta los altos alcanzados en mayo”.  Según la teoría, debería, por lo tanto, dirigirse al origen del movimiento “por lo que no sería descartable verlo en las inmediaciones de los 9.300-9.350 puntos”.

El experto señala que “la primera zona de resistencia relevante está en los 9.690-9.720 puntos, zona que está perdiendo hoy y que si confirma al cierre otorgaría posibilidades a la opción de continuar con la corrección”. Asimismo añade que el Ibex 35 “comienza a tener una gran sobreventa en el corto plazo, por lo que no es descartable un rebote antes de tantear la zona de soportes comentada”

“Si pierde la zona de soporte con un filtro, los 9.250-9.300 puntos, correría el riesgo de ir a buscar la base del canal expuesto, en los 9.100 puntos”, concluye.