El selectivo español  acaba la sesión con descenso del 0,87% en una jornada caracterizada por descensos moderados en Europa y ligeros avances en Estados Unidos. El selectivo ha terminado la primera jornada de la semana en 10.437 puntos.

Continúa la indefinición en unos mercados muy pendientes de las derivas geopolíticas de Estados Unidos y Corea del Norte y que permanecen muy atentos a la evolución de todo lo que pueda ocurrir en Europa tras las elecciones francesas de finales de este mes. A pesar de todo, las últimas encuestas siguen restándole apoyo a la candidata populista y antieuropeísta del Frente Nacional, Jean Marine Le Pen.

El valor que más ha caído durante la sesión ha sido el Popular, que se ha dejado un 9,61%, seguido de CaixaBank, que ha cedido un 3,01%. Por el contrario, IAG ha sido la mejor cotizada de la sesión al apuntarse un 1,40%. Entre las grandes, Santander ha cedido un 1,68%, BBVA ha retrocedido un 1,10% y Telefónica ha caído un 0,96%. 

En España el Ibex 35 ha mostrado una caída contundente y como explica el analista de Estrategias de Inversión, José Antonio González, “la caída alcanza el -0,80% consolidando por debajo de los 10.450 puntos, de este modo, el precio cumple nuestro escenario y plantea un ataque directo al soporte de los 10.462 puntos”.

Fuera de España, en Estados Unidos, “llevamos ya demasiados días ausentes de movimiento de fondo, algo que se puede ver perfectamente si miramos el Dow Jones tanto de transportes como de industriales. En este último, el intento que tuvimos la semana pasada de superar el canal bajista y hacer una bandera, se cortó en seco y seguimos todos esperando algún catalizador positivo para el mercado”.

Desde el punto de vista corporativo en España, Banco Popular se convierte en el peor valor de toda la sesión después de que su nuevo presidente, Emilio Saracho, haya dicho durante su junta de accionistas que la compañía tendrá que volver a ampliar capital o a buscar una fusión. Una idea con la que casi todo el mercado lleva especulando tiempo, pero que sus anteriores directivos habían descartado antes de abandonar el consejo. La posibilidad de una nueva operación que diluya aún más a los accionistas ha provocado esta bajada. En concreto, Saracho ha apuntado que la entidad tiene previsto deshacerse de activos inmobiliarios no rentables que rondarían los 36.000 millones de euros, provisionados al 46%.

El directivo ha afirmado que tomará medidas “rápidas y sin resentimientos” porque vale la pena “luchar por Popular”. En este sentido ha añadido que luchará por la subsistencia del banco y que por supuesto no se imagina “la desaparición de Popular”. El nuevo presidente ha afirmado que “la recuperación sólo será posible si actuamos rápido para atacar todas las dificultades sin excusas ni sentimentalismos. Necesitaré tiempo, pero no tenemos mucho. Nos comprometeremos a trabajar sin descanso", ha explicado Saracho.

También hoy la agencia de calificación crediticia Moody’s ha publicado una nota en la que en esa línea señala que la entidad tendrá que ampliar capital para cumplir con los requisitos exigidos por el BCE. “Popular apuesta por una ampliación de capital o una fusión”

También ha caído más de un 1% Sacyr tras anunciar que ha liquidado anticipadamente la deuda de Repsol, 769 millones de euros. Esto le permitirá, según ha comunicado la propia compañía, liberarse de “todas las garantías asociadas a dicho préstamo y manteniendo en este último tramo la totalidad del potencial de recorrido alcista de la acción”.

Explica la compañía que “gracias a la estructura de esta operación, Sacyr, que mantiene los derechos políticos sobre el 8,5% de Repsol, ya no tendrá que destinar los dividendos distribuidos por la compañía energética a pago de intereses y principal exclusivamente y por primera vez se beneficiará directamente de ellos”. “Sacyr amortiza íntegramente el préstamo ligado a su participación en Repsol”

Por otro lado, OHLha comunicado que junto al Grupo Villar Mir han vendido el 50% del Complejo Canalejas de Madrid a Mohari Limited por 225 millones de euros.  De esta cantidad, la constructora va a recibir 78,750 millones de euros.   Tras conocerse esta noticia, la empresa ha terminado la sesión con alzas del 3,5%.

Por último, las acciones de Clínica Baviera han terminado con alzas de casi un 7% después de confirmarse que el grupo chino Aier Eye lanzará una OPA por el 100% de la compañía. Hoy se ha conocido que seis accionistas principales poseedores de casi un 70% de la empresa se han comprometido a aceptar la oferta, entre ellos está Corporación financiera Alba. El precio fijado para la operación es de 10.35 euros y no se verá reducido por el dividendo pagado el 31 de marzo. 

QUIZÁ LE INTERESE LEER:

"Santander y Gas Natural si piensa en un escenario correctivo"